Un juvenil de Racing fue baleado en Rosario y está grave

Deportes 12 de enero de 2023 Por LPTV
Lautaro Ronchi tiene 18 años y esta internado en estado delicado. El futbolista de la Academia estaba con un joven que fue asesinado en el mismo episodio.
NWKQRBOZTBGY7AJEYFBMBMDHQA
Un juvenil de Racing fue baleado en Rosario y está internado: recibió un disparo en la cabeza

Un jugador de la inferiores de Racing fue baleado este miércoles en Rosario. “Lautaro Ronchi, futbolista de Cuarta División, fue herido de bala en un incidente en Rosario y permanece internado en el Hospital Clemente Álvarez, de dicha ciudad”, informó el club de Avellaneda en sus redes sociales. Su estado es crítico.


Ronchi nació en Rosario y tiene 18 años. “¡Fuerza Lauti, estamos siempre con vos! Nuestro abrazo a su familia y seres queridos”, agregó Racing en su cuenta de Twitter. Según informó Télam, el futbolista de la Academia estaba con un joven de 19 años que fue asesinado en el mismo episodio.

El tiroteo ocurrió pasadas las 16.30 en la calle Ayacucho, entre Centeno y Doctor Rivas, en el barrio Tablada de la zona sur de Rosario.

De acuerdo con las primeras informaciones, al menos dos personas pasaron por el lugar y dispararon contra un grupo de amigos que tomaba una gaseosa en la calle, entre los que se encontraba Ronchi.

Voceros policiales indicaron que uno de los jóvenes, de 19 años e identificado como Erik Díaz, recibió al menos tres heridas de bala y fue llevado por un familiar hasta el hospital Provincial de dicha ciudad, al que ingresó sin vida.

Lautaro Ronchi recibió un disparo en la cabeza


Según fuentes del caso, Lautaro Ronchi recibió un disparo en el rostro. El futbolista fue llevado al hospital Roque Sáenz Peña en un primer momento, y luego trasladado al hospital de Emergencias local por la gravedad de las heridas sufridas.

La policía científica recogió en el lugar de la balacera seis vainas servidas de calibre 9 milímetros, detallaron los voceros.

Su bisabuelo jugó el primer Mundial de fútbol y él disputará el hockey: la historia de Nicolás Della Torre

atletico-tucuman-vs-cesar-vallejo_862x485Atlético Tucumán cayó frente a César Vallejo por la Copa Río de la Plata



La camiseta de la Selección argentina se lleva en la sangre: 93 años después, un integrante de la familia vuelve a disputar una Copa del Mundo y habló en exclusiva con TN.

La pasión es hereditaria: toda la familia Della Torre así lo siente. Desde José, futbolista argentino de Uruguay 1930, el primer Mundial de la historia, hasta Nicolás, a punto de disputar el La Copa del Mundo de Hockey en la India. Así, 93 años después, la camiseta de la Selección argentina vuelve a florecer en el árbol genealógico.

1930, Estadio Centenario, Montevideo. La Albiceleste juega contra Uruguay la final de la primera Copa del Mundo. Entre sus filas destacaban Guillermo Stábile, Francisco Varallo y Carlos Peucelle, aunque también estaba José Della Torre, por entonces defensor de Racing.

Aquel partido terminó 4-2 a favor de los Charrúas, con algunas polémicas de la época: amenazas a los jugadores argentinos y Luis Monti pasándose a la selección italiana por pedido de Mussolini. Años después, el futbolista que brilló en San Lorenzó declaró: “En 1930 me mataban si ganaba, en 1934 me mataban si perdía”.

93 años después, desde la India, Nicolás Della Torre está a punto de disputar el Mundial de Hockey 2023. “Creo que es momento para que salga a la luz esta historia, es algo de la familia que está bueno, que nos pone muy orgullosos”, asegura el lateral de 32 años.

 
Nico no llegó a abrazar a su bisabuelo, pero su abuela, sus tíos y su papá se ocuparon de que lo conociera: “Siempre me contaron de él y está el cuadro en la casa de mi abuela; fue el podre de mi abuelo paterno”.

En un hogar que transpira deporte, la sangre tira: “Somos una familia que lleva muchas cosas al extremo y a la pasión nos gusta. Somos competitivos, queremos ganar y es una historia divertida, pero a la esposa de José no le gustaba el fútbol por el ambiente”.

“Ella no quería que su único hijo jugase al fútbol. Él vivía en Núñez, entonces lo llevó al Club Ciudad de Buenos Aires, que no tenía ese deporte”, cuenta Nicolás. Además, agrega que ahí empezó su historia de amor con esa camiseta: “Es mi club, yo debuté ahí. Y viene de antes también: mis abuelos maternos y mis abuelos paternos fueron al Club Ciudad. Mi tío abuelo, el hermano de José, fue uno de los primeros jugadores de hockey”.

Entre el nacimiento de José y Nicolás hay 84 años de diferencia. Sin embargo, las coincidencias también juegan: el bisabuelo fue técnico de Racing y lo condujo al campeonato de 1958, mientras que el integrante de Los Leones afirma que “me divierte ser entrenador, me gusta: también me hace ver otras cosas como jugador”. La otra similitud, tal vez sea más fuerte: también disputará un Mundial con la camiseta argentina.

Te puede interesar