Habló el abuelo de Lucio Dupuy a días del veredicto

Actualidad 19 de enero de 2023 Por LPTV
Ramón Dupuy declaró durante el juicio por el asesinato de Lucio Dupuy en La Pampa, donde una de las acusadas, novia de la mamá del nene, intentó provocarlo.
lucio-dupuy
Lucio Dupuy tenía 5 años cuando lo mataron.

Ramón vende pochoclos todos los fines de semana en una plaza de General Pico, La Pampa, pero hace 14 meses que su vida fuera de lo laboral está en suspenso, a la espera de que se haga justicia por el asesinato de su nieto, Lucio Dupuy, quien murió en noviembre de 2021 por los golpes que le dieron su madre y la novia de esta.
"Esto se sobrelleva gracias al apoyo de la gente, pero realmente lo siento cuando se cierran las puertas del frente de mi casa y quedamos solos, en familia. Ahí es muy jodido de verdad. La soledad y pensarlo a él y lo que sufrió es muy duro, horrendo. A mi nieto lo extraño no todos los días, lo extraño cada minuto", expresó Ramón Dupuy a Infobae.
 
Ramón y su mujer, Silvia, hablaron con los medios desde La Pampa para pedir justicia por Lucio, que tenía 5 años al momento del asesinato y había pasado numerosos episodios de violencia familiar antes del que le costó la vida, el 21 de noviembre de 2021.

Los abuelos de Lucio Dupuy incluso declararon en el juicio que culminó en diciembre de 2022 y cuyo veredicto se conocerá el 2 de febrero próximo.

"El día que me tocó declarar, pedí expresamente que ellas estuvieran. Quería verles la cara. Pero lamentablemente ellas pidieron no estar. No se animaron. No pudieron mirarme a los ojos", expresó Silvia.

Ramón, en cambio, sí estuvo en la misma sala de audiencia con las acusadas, que son la madre de Lucio, llamada Magdalena Espósito, y su novia, Abigail Páez.

"Cuando llegue, una de las asesinas, la novia, me miró a propósito. Se dio el lujo de provocarme. Se sonrió y me guiñó un ojo. Tan cínica como eso. Sentí mucha impotencia. Estuve a punto de reaccionar", recordó el abuelo de Lucio.

Los abuelos de Lucio Dupuy aún confían en que se haga justicia por su nieto a pesar de que fue una jueza, Ana Clara Pérez Ballester, quien determinó que Espósito podía mantener la custodia del nene de 5 años a pesar de no haber ordenado un estudio socioambiental para saber si era un ambiente seguro para él.

"Queremos estar ahí adentro para verles las caras a las asesinas cuando escuchen la sentencia", afirmó la pareja.

La conmovedora carta del papá de Lucio Dupuy: "Jamás podremos olvidarte"


Christian publicó el escrito en las redes sociales, a tres semanas de que se conozca el veredicto judicial. 

A menos de tres semanas de que se conozca el veredicto por la muerte de Lucio Dupuy, su padre Christian compartió en su cuenta de Facebook un emotivo texto que le escribió a su hijo y en el que aseguró, entre otras cosas, que su familia “jamás podrá olvidarlo”.
Las dos principales acusadas en esta causa son la madre de la víctima, Magdalena Espósito Valenti, y su pareja, Abigail Páez, quienes están imputadas de “homicidio calificado y abuso sexual gravemente ultrajante”, delitos que prevén la pena de prisión perpetua.
 

lucio-dupuyjpg"A mi hijo lo lloro en privado", dijo la mamá de Lucio Dupuy en su alegato final

 
La carta del padre de Lucio Dupuy


"Te extraño. Lo he intentado y es inútil, llevo un tiempo tratando de soltarte, pero es totalmente inútil intentar olvidar algo que está y siempre estuvo tan dentro de mí", comenzó Christian en su texto.

Y siguió: "Es imposible olvidar la sensación de cuando llegaste al mundo y te entregaron a mí envuelto en mantitas, imposible olvidar lo desgarrador y doloroso (que fue) verte en un cajón, cuando la ley de la vida dice que un hijo debe enterrar a su padre, y no así como pasó".

El hombre expresó que a "un año y dos meses" de la muerte de Lucio, no puede "entender" qué fue lo que pasó y que nadie le "ha dado explicaciones de por qué pasó todo esto".

"Una tortura constante vive en mí, recordando esa hermosa risa, y tu vocecita diciéndome ''papi''. Tu hermana sigue nombrándote, no te olvida y nunca lo va a hacer, porque tu recuerdo vive en nosotros y, con el amor que te tenemos, jamás podremos olvidarte.

Mi papito, deseo que la vida me pase rápido, disfrutando de todo lo que tengo para volverte a ver. Te extraño", finalizó.

Golpes, castigos inhumanos y violaciones


Lucio fue asesinado el 26 de noviembre del año pasado, pero antes, las imputadas se aseguraron de hacer de su vida un calvario. Así lo reconstruyó la Justicia en base a distintos resultados: por “odio de género” al papá del nene, sometieron a la víctima, durante meses, a todo tipo de “castigos inhumanos”, incluidas duras penitencias, palizas, amenazas y presiones psicológicas e, incluso, abusos sexuales y el corte de genitales.

De acuerdo a la acusación de los fiscales, del contenido de los teléfonos celulares de las acusadas surgen “mensajes escalofriantes de castigos inhumanos a los que era sometido el niño”. Entre esos castigos, señalaron “falta de comida, hacerlo pasar frío, penitencias interminables contra una pared, golpes de puño en la panza que le provocaban vómitos continuos, golpes en la cara que le provocaron lesiones visibles, amenazas respecto de que no podía contar a nadie lo que vivía si no sería peor, no mandarlo al jardín por dos motivos: primero para que no vieran las maestras sus lesiones y segundo como forma de endilgarle castigo, ya que disfrutaba de ir al jardín”.

 
Los mensajes también revelaron que a Lucio “le ponían hielo para que se le deshincharan los golpes de la cabeza”, que acordaban entre ellas “excusas que expondrían en el jardín para justificar la ausencia del chico o para que no se juntara con amiguitos”.

Los fiscales explicaron que “en esos mensajes se puede leer cómo Lucio era una molestia para Abigail y Magdalena y todo el tiempo pensaban cómo quitarlo de sus vidas para que no arruinara su relación de pareja, y según ellas sus peleas y discusiones las motivaba Lucio”.

El dictamen fiscal agrega que “a raíz de las lesiones en la parte genital del niño, se determina la existencia de un crimen por odio por las características de Lucio perteneciente al género masculino”. De los intercambios de mensajes entre las imputadas previos al crimen se traduce que su desprecio principalmente estaba dirigido hacia Christian Dupuy, el padre del chico.

En los alegatos finales, el fiscal del juicio solicitó la prisión perpetua para las principales acusadas.

El 2 de febrero se reanudará el debate y para esa jornada está previsto que el tribunal dé a conocer su veredicto, de modo que se conocerá si las sospechosas fueron culpables o no.

Te puede interesar