Una alumna se quemó en una clase de química y está grave

Actualidad 15 de noviembre de 2022 Por LPTV
Tiene el 30% del cuerpo afectado y su familia acusa a la escuela de no brindarle atención médica de urgencia. La joven sigue internada en terapia intermedia.
RFGVMDE7DRCWNKNOE33MM5KULY
Todo ocurrió dentro de la escuela N°40 de Ciudad Evita.

Una estudiante de 15 años sufrió quemaduras de segundo grado por un accidente durante una clase de química. La adolescente tiene el 30% del cuerpo quemado y su familia acusó al colegio de no brindarle atención urgente: “Estuvo una hora y media tirada en el piso, agonizando”.

El dramático episodio ocurrió en la Escuela N°40 de Ciudad Evita, partido de La Matanza. Allí Antonella realizaba un experimento cuando uno de sus compañeros añadió más alcohol que debía a la preparación, el fuego se esparció y ella sufrió lesiones.

Sin embargo, ante la gravedad de las lastimaduras, las autoridades del colegio no actuaron de manera urgente, según precisó su familia: “Nos dijeron que solo se quemó la mano, pero cuando la hermana llegó a retirarla estaba agonizando en el piso”, contó Néstor, el papá de la alumna.

Antonella se encuentra en terapia intermedia, tiene el 30% del cuerpo quemado y deberá estar cerca de un mes internada debido a la gravedad de las lesiones. “Está muy grave todavía”, sostuvo el hombre.

33TJT2B4VZGQRPNA32AZGS4B6UARA San Juan, a cinco años: documentos y testimonios reveladores

Cómo fue el accidente

“La llamaron a mi señora y le dijeron que Antonella había tenido accidente. Cuando les preguntó qué pasó le dijeron que solo se quemó una mano haciendo un experimento y que necesitaban a una persona adulta para retirarla”, explicó Néstor.

En ese momento, la mujer se comunicó con su hija mayor quien se dirigió al colegio para retirar a su hermana y llevarla a un centro de salud. “Nos dijeron que era algo leve y por eso esperó el colectivo y tardó en ir. Cuando llegó la vio agonizando y me llamó a mí”, precisó.

“Estuvo una hora y media tirada en el piso. Al llegar al hospital Balestrini nos llamó el director y nos dijo que la iban a tener en el quirófano directamente porque estaba muy grave”, detalló.

La familia de la adolescente acusó a las autoridades del colegio de no actuar de manera responsable ante el accidente. “Pobrecita mi hija, hacía una hora que estaba quemada y eso es lo que nos dolió mucho a nosotros mucho. Nos mintieron desde un principio y ahora no quieren que salga al aire. Nos dijo que íbamos a arreglar las cosas entre nosotros”, señaló.

Además, Néstor aclaró que durante el tiempo en el que la chica estuvo sin atención médica, solamente le colocaron dos trapos de piso y dos de cocina sobre las zonas donde tenía quemado y un pedazo de hielo en la mano.

El hombre aseguró que uno de los compañeros de su hija le contó que el profesor quería llevar a Antonella al hospital, pero que las autoridades no lo dejaron porque señalaron que tenían que cumplir un protocolo.

Asimismo, remarcó que la estudiante hoy se encuentra “un poco mejor”, aunque sigue muy shockeada por la situación. Permanece internada en terapia intermedia en el Hospital del Quemado.

Murió quemada en un bar, pasaron dos años y no hay nadie preso: “Sufrió tanto y no conseguimos justicia”


Lucía Castro Osores falleció hace dos años tras haberse quemado dentro de un bar en San Miguel producto de la negligencia de una de las mozas.

Lucía Costa Osores llegó el 9 de octubre de 2020 al bar Zar Burgers&Beer, en San Miguel, para pasar un buen rato con amigos, después de muchos meses en los que había estado aislada por la cuarentena producto del Covid-19. Lo que no sabía era que solo en cuestión de minutos la vida de todos los allí presentes iba a cambiar, y de la peor manera.


La joven de 18 años murió a las pocas horas, tras haberse quemado viva cuando una de las meseras del lugar acercó un bidón de alcohol a uno de los centros de mesa que tenía fuego.

Te puede interesar