Tucumanos podrían ir a las urnas entre abril y mayo del 2023

Política 13 de septiembre de 2022 Por LPTV
El oficialismo local evalúa anticipar las elecciones. Los tiempos políticos se aceleran y buscarían beneficiar las proyecciones nacionales de Juan Manzur.
000000000000
ELECCIONES PROVINCIALES El PJ tucumano evalúa los cronogramas electorales.

En la columna periodística escrita por Álvaro Aurane para el diario La Gaceta, se plantean las variables electorales que se proyectarían para el próximo año.

Con la resolución judicial que lo libera de ajustarse a los plazos electorales establecidos por la Constitución provincial, el oficialismo tucumano evalúa que el llamado a elecciones sea “lo antes posible”.

Si bien, semanas atrás el gobernador Osvaldo Jaldo aseguraba que los comicios provinciales se realizarían en junio del 2023,  si esa fecha se mantendría, un cronograma electoral tentativo da cuenta de que el calendario daría comienzo en diciembre próximo. Si las elecciones fueran el 4 de junio, los dos primeros vencimientos operarían el 6 de diciembre: ese día, por un lado, cerraría el registro de Electores. Por otra parte, también, sería la fecha límite para que los partidos políticos que quieran presentar candidatos estén reconocidos oficialmente por la Junta Electoral Provincial.

Pero los tiempos políticos nacionales se aceleraron, sumaron mucha incertidumbre en los últimos dos meses y dieron un vuelco a todo tipo de planificación. Desde el cambio de ministro de Economía a nivel nacional, hasta el intento de magnicidio a la vicepresidenta ocurrido el 1 de septiembre, hizo que el oficialismo evalúe nuevos cronogramas electorales.

Nuevas fechas en análisis

Hoy se barajan dos opciones. La de máxima es mayo. Supondría no despegarse demasiado de junio, que no sólo fue la fecha anunciada por Jaldo sino, además, el mes de las elecciones provinciales mientras estuvo en vigencia la Constitución provincial de 1990, que mandaba elegir autoridades 120 días antes del recambio. Eso implicaría que el cronograma electoral daría comienzo en noviembre.

Sin embargo, además de la incertidumbre sobre el escenario institucional, económico y financiero de la Nación (que es ya suficiente razón), se asoma un segundo elemento condicionante: la proyección nacional de Manzur, actual jefe de Gabinete, y la posibilidad de que dispute un lugar en el binomio federal del oficialismo. En ese caso, los planes del gobernador en uso de licencia no sólo demandan de un triunfo en Tucumán, sino que requieren que ese triunfo sea lo más temprano en el tiempo, para quedar posicionado a la hora de las definiciones de la “fórmula”.

“Lo antes posible”, entonces, también tiene condimento provincial. Y entonces están barruntando la posibilidad de que la elección se celebre en abril. ¿Dan los tiempos en materia de cronograma electoral? Al respecto hay dos cuestiones. La primera es que el calendario provincial debería comenzar a mediados del mes que viene, suponiendo que se votase a mediados o a finales de abril. La segunda escaparía a la voluntad provincial: es -evalúan- la fecha de cierre del padrón nacional. Para los comicios de 2021, el cierre fue el 2 de octubre. Si la Junta Electoral podrá contar con esa información a tiempo para elaborar el padrón provincial, o no, es un dato determinante en los planes locales.

Fuente: La Gaceta

5P7AYCNVJBH47F5HBRJIJZM3NIUna mujer amenazó de muerte a Cristina Kirchner

Te puede interesar