Semana de la No Dulzura: Proponen reeducar las costumbres

Salud 26 de julio de 2022 Por LPTV
Más de la mitad de los productos que hoy están en las góndolas contienen azúcar, la cual está presente en artículos cuyo contenido ignoramos y consumimos.
multimedia.normal.b22333a808075d48.73656d616e61206465206c61206e6f2064756c7a7572612062792067656e74695f6e6f726d616c2e6a7067
Esta semana de la NO dulzura, invita a pensar la alimentación desde una mirada más natural. (Foto: Adobe)

Hasta el domingo 31 de julio, se celebra en la Argentina la cuarta edición de la “Semana de la No dulzura”, una campaña de bien público impulsada por distintos actores de la sociedad civil con el propósito de generar conciencia sobre la importancia de moderar el consumo de azúcar y promover una mejor educación alimentaria para prevenir enfermedades crónicas no transmisibles.

La campaña de este año se propone complementar la Ley de Etiquetado Frontal de Alimentos, promulgada en noviembre de 2021 y reglamentada en marzo de 2022, con mayor educación y concientización pública.

La nueva ley aportará a los consumidores información clara, oportuna y veraz sobre el valor nutricional de los alimentos y, entre otras cosas, publicará el azúcar que hoy se esconde entre más de 50 nombres diferentes.

Consumir más verduras reduce enfermedades

“En la Argentina, consumimos 115 gramos de azúcar diarios por habitante, el triple de lo que recomienda la Organización Mundial de la Salud, que es de 50 gramos como límite firme. El azúcar es un ingrediente barato para las industrias y aporta más sabor a los productos, pero no es saludable para la población. Favorece la obesidad y otras enfermedades crónicas no transmisibles como la diabetes tipo 2, el cáncer, las enfermedades cardiovasculares y enfermedades cerebrovasculares, que en su conjunto constituyen la primera causa de muerte en el país”, señaló Luciana Paduano, nutricionista miembro de AADYND (Asociación Argentina de Nutricionistas y Nutricionistas Dietistas)

El etiquetado es ley
Gracias a la nueva Ley de Etiquetado Frontal habrá sellos en la cara principal o frente de los envases, con una o más imágenes de advertencia, de los productos que presentan niveles excesivos de nutrientes críticos o valor energético.

La licenciada en nutrición Antonella Robledo Irigoyen (MP 2151), una de las impulsoras de la Semana De la No Dulzura, sostiene que “la nueva Ley de Etiquetado Frontal es importante para combatir la pandemia de la obesidad y empoderar al consumidor para que pueda tomar decisiones de compra mejor informadas”.

Para la experta, el problema no es el azúcar en sí mismo, sino su exceso, “porque la dosis hace al veneno”.

Más de la mitad de los productos que hoy están en las góndolas contienen azúcar, la cual está presente en productos impensados como por ejemplo pastas de dientes, pan de molde, salsas, aderezos, pizzas congeladas, entre otros.

Próximamente, un octógono negro indicará los productos que contengan azúcar en exceso, lo cual es importante porque está presente en mayores proporciones a las que pensamos e identificada muchas veces con nombres o siglas de difícil reconocimiento como jarabe de maíz o JMAF, fructosa, sacarosa, sirope de agave, dextrosa, melaza, panela, jarabe de glucosa, concentrado de fruta, etc.
 

Semana de la dulzura: las 10 golosinas “permitidas”: Les gustan a niños y adultos por igual, pero ya sabemos que no son saludables cuando se comen en grandes cantidades.

“Una golosina por un beso”, es la frase principal de esta campaña que se celebra del 1° al 7 de julio de cada año. Surgió en el invierno de 1989 de la mano de la Asociación de Distribuidores de Golosinas y como efecto, logró que comenzaran a repuntar las ventas en un promedio del 20 por ciento.

Estos “alimentos” industrializados contienen gran cantidad de azúcar, grasas trans, sodio, colorantes y saborizantes artificiales, entre otros compuestos. “La recomendación es reducir la cantidad y frecuencia”, sostiene la licenciada en nutrición M. Belen Deffelippo Tegaldo (MN 8076). Para lograrlo, desde ConBienestar revisamos, junto a la especialista, los rotulados nutricionales de cada producto por lo que te recomendamos estas 10 golosinas “permitidas”:

1. Una oblea bañada en chocolate, que no exceda las 200 calorías

2. Turrón: aporta 100 calorías cada uno

3. Barrita de cereal con chocolate: aporta 100 calorías por porción

4. Chocolate negro light: aporta 85 calorías por barrita

5. Cereal inflado (puede ser trigo, maíz o arroz azucarado), una taza de este producto brinda 200 calorías, no aporta grasas y produce saciedad

6. Bombones de fruta: hechos de gelatina, azucarados y con sabores frutales. Tres son una porción que tiene aproximadamente 95 calorías

7. Alfajor light: aporta 175 calorías en 50 gramos y la opción de maicena, 149 calorías

8. Medallón de menta de chocolate: cada uno aporta 65 calorías

9. Tableta de dulce de leche: la porción tiene 93 calorías

10. Cubanitos de oblea: seis unidades tienen 160 calorías

“El secreto en estos casos es satisfacer nuestro deseo de la manera más saludable posible”, recomienda la nutricionista y agrega que es importante saber que se puede comer de todo y disfrutar en este caso de los dulces, teniendo en cuenta siempre el factor cantidad.

(Fuente:TN)

Te puede interesar