Un buen cuidado bucal es clave para estar sanos

Salud 01 de julio de 2022 Por LPTV
La boca es la puerta de entrada de microorganismos que pueden perjudicar a otras partes de nuestro cuerpo. El cuidado de nuestra boca en casa es crucial
10-mitos-odontologia-salud-dental
Un buen cuidado bucal es clave para estar sanos

La Organización Mundial de la Salud (OMS) lo ponía por escrito hace apenas unos meses. Nuestras bocas no son sistemas aislados, ni mucho menos una cuestión puramente estética. Enfermedades como la diabetes o diversas afecciones cardiovasculares pueden verse agravadas por infecciones en nuestras encías. Los microorganismos no solo dañan nuestra salud bucal, sino también al resto de nuestro cuerpo.

Es por ello que la OMS hace hincapié en nuestra salud bucal como pieza clave de nuestra salud general. La evidencia científica señala que más de 3.500 millones de personas tienen enfermedades bucales no tratadas, un dato que no ha mejorado en los últimos 30 años.

Hablamos de caries, dolencias periodontales y pérdida de dientes. Es más, al tratarse de enfermedades inflamatorias, la gingivitis y la posterior periodontitis, de no tratarse, pueden llegar a afectar a otras partes de nuestro cuerpo, predisponiéndolo a sufrir enfermedades sistémicas o agravando condiciones ya existentes, lo que resulta sumamente preocupante en pacientes diabéticos o con afecciones del corazón.

Por todo ello, la OMS ha puesto el foco en la prevención. Ahora que por fin podemos lucir nuestra sonrisa sin mascarilla, es urgente que no solo pensemos en la belleza de nuestras bocas, sino también en su salud. Una es el espejo de la otra. Al igual que el estrés, una mala alimentación o el consumo de tabaco tienen efectos en todo nuestro cuerpo, no practicar una correcta higiene bucal con productos específicos de calidad es un completo ataque frontal a nuestra salud.

Una buena salud bucal es importante
Una buena salud bucal es importante

Una de cada dos personas sufre de gingivitis, patología que se manifiesta con sangrados e hinchazón en las encías. Pero que, además, puede ser la antesala a la pérdida de dientes y un agravante para quienes sufren otras patologías. 

El empeoramiento de la salud general a causa de problemas de salud bucodental es un hecho. Enfermedades como la diabetes o afecciones cardiovasculares pueden verse agravadas si se presentan carencias en el cuidado de la boca.

En este sentido, este tipo de problemas merece ser categorizado como un factor de riesgo más, como podrían considerarse el estrés, el tabaco o una precaria alimentación, entre otros agravantes de la salud general.

Los pacientes diabéticos deben hacer especial énfasis en una correcta higiene bucal y deben priorizar el uso de productos específicos para las encías en el día a día, ya que la enfermedad periodontal y la diabetes tienen una relación bidireccional. A mayor severidad de esta afección, mayor es la prevalencia de diabetes y de sus complicaciones. En el otro sentido también es un agravante, puesto que la diabetes multiplica por cuatro el riesgo de enfermedad grave de las encías.

En el caso de las mujeres embarazadas, deben tener en cuenta que el sistema inmune del bebé se forma durante la gestación y el primer año de vida. Se han llegado a encontrar bacterias orales en la placenta. Por consiguiente, es muy importante que las futuras mamás mantengan una óptima higiene bucal durante el periodo gestacional.

Se estima que entre un 60% y un 75% de las embarazadas padecen gingivitis y una de cada cuatro tiene periodontitis a causa cambios biológicos y fisiológicos que se padecen en la gestación, como náuseas y vómitos o alteración de la placa bacteriana, entre otros muchos.

Más que tu boca, es tu salud

Para cuidar de tu cavidad bucal es fundamental contar con productos de calidad. Son los que encontramos en la farmacia, desde cepillos de dientes, pastas dentífricas y colutorios que cubren la higiene desde los primeros dientes hasta la edad adulta. Todo ello teniendo en cuenta las necesidades de cada uno, porque cada boca es única. ¿Quién no ha notado la diferencia entre un cepillo con los filamentos más duros a otros más suaves? ¿Quién no prefiere una seda y/o cinta dental suave a otra que se atrapa entre las encías? La calidad de los productos que empleamos es crucial. Son nuestros aliados para conseguir una buena salud bucal.

Te puede interesar