Lo ordenaron sacerdote cuando supo que tiene cáncer terminal

Mundo 23 de junio de 2022 Por LPTV
EL joven seminarista filipino comenzó a sentir dolores de espalda que se revelaron como los síntomas de la grave enfermedad. Lo ungieron en el hospital.
QONI5M6OSBGI5PVUZLLQ5E3TQA
El PADRE MIM. Fue ordenado en su lecho de enfermo.

Un joven seminarista filipino fue ordenado sacerdote de la Iglesia Católica de manera anticipada, en especial atención a su situación de salud, ya que fue diagnosticado un mes atrás con un cáncer terminal.

La ceremonia de ordenación fue realizada el pasado 13 de junio, en la celebración de San Antonio de Padua, en un hospital de la ciudad de Manila, capital de Filipinas, donde el joven ordenado se encuentra internado.

El joven seminarista Khamsan Mim Hhounthichak, conocido luego de la ceremonia como padre Mim, fue ordenado por el Obispo de Alotau-Sideia (Papúa Nueva Guinea), Monseñor Rolando Santos, quien previamente otorgó al joven una dispensa especial para acelerar los tiempos para su consagración como sacerdote.

De acuerdo con el medio católico de Asia Radio Veritas, el padre Mim recibió en mayo de este año el diagnóstico de cáncer de médula espinal en una fase terminal. El joven estaba a poco de graduarse como licenciado en Teología en la Escuela de Teología de San Vicente, en Manila, un requisito necesario para ser luego ordenado sacerdote.

El citado medio precisó que los síntomas de la enfermedad aparecieron de forma repentina, y se manifestaron cuando el padre Mim comenzó a sufrir un fuerte dolor en su espalda a lo que pronto se sumaron dificultades para caminar. Al asistir al hospital a tratarse por estos padecimientos, recibió el diagnóstico de su enfermedad terminal.

00000Tributo a Serrat y Sabina en la plaza Independencia

Quién es el padre Mim

P. Mim es oriundo de Laos, donde sirvió durante muchos años como misionero bajo la órbita del Vicariato Apostólico de Pakse, en dicho país, que atiende las necesidades religiosas de unos 21.000 católicos, de acuerdo con lo que informa la Agencia Católica de Informaciones (ACI Prensa).

El joven que fue ordenado sacerdote el día de San Antonio de Padua se destacó por su liderazgo y servicio a la iglesia católica. Había llegado a Manila en 2008 para educarse en teología en Fondacio, un movimiento internacional vinculado a la Renovación Carismática.

El padre Daniel Franklin Pilario, teólogo filipino, señaló que recuerda al padre Mim “como un estudiante concienzudo y entusiasta” que se dedicó al servicio de las comunidades marginadas que habitan la frontera entre Laos y Vietnam. Allí, el joven misionero ayudaba a los pobladores en sus trabajos en las granjas y rezaba con ellos. Incluso, bautizó bebés en ausencia de sacerdotes.

“Sin embargo, sus actividades pastorales no fueron bien recibidas por las autoridades comunistas de Laos, tanto que fue encarcelado dos veces”, recordó Pilario. Y si bien el padre Mim vivió difíciles momentos, como estar privado de su libertad, siempre mencionaba la “alegría de estar con el pueblo de Dios como una experiencia privilegiada”, añadió el teólogo.

El Padre Trieu Pham Minh, un sacerdote vietnamita es amigo y compañero de estudios del padre Mim, subió imágenes de la ordenación sacerdotal en su cuenta de Facebook. Aseguró que la vocación de su amigo es un signo de Dios en su iglesia local.

“Felicidades a mi compañero de escuela y hermano de clase de inglés en Manila y hoy hermano en el ministerio sacerdotal. Que el Señor te sostenga en tus días felices de Ministerio y en tus últimos días de tu viaje a la llamada”, escribió Pham Minh en su publicación de Facebook.

FUENTE: La Nación

Te puede interesar