Un ex Wachiturro quiere ser pastor evangélico: "Toqué fondo"

Espectáculos 14 de junio de 2022 Por LPTV
Lucas Caballero fue uno de los integrantes de la popular banda que llegó a ir a los programas de Tinelli y Susana Giménez. Un día decidió acercarse a Dios

La historia del ex wachiturro

Wachiturros fue sin dudas un fenómeno de la cumbia que se popularizó a tal nivel que la banda integrada por Brian Coqui Romero, Leonel Leíto Lencinas, Gonzalo Gonzalito Muñoz, Lucas Kaká Caballero, Emmanuel DJ Memo Guidone, Matías McCaquito Flores y Simón Gaete llegó a estar en los programas de Marcelo Tinelli y Susana Giménez. Recorrieron el país con su música e incluso traspasaron fronteras.

Pero lo cierto es que un día el éxito terminó y cada uno tomó su camino. En este sentido, uno de ellos, Lucas, estuvo como invitado en Nosotros a la mañana (El Trece) y sorprendió al contar su historia. “Nosotros marcamos un antes y un después en la música tropical”, comenzó expresando el joven. Y detalló: “Para mí estar en el grupo fue una bendición porque conocí este país de punta a punta, también hicimos Perú, Paraguay, Bolivia, Brasil, Ecuador...nos la pasábamos haciendo estadios, fue algo hermoso”.

Entonces, contó sus inicios. “Vengo de una familia humilde, sencilla, había pasado cosas en mi infancia que me habían marcado, que las tenía en mi corazón y no encontraba dónde desahogarme. Pasé bullying de pibe, siempre me faltaban zapatillas, cosas que te marcan”, relató. En tanto, explicó por qué decidió alejarse de la música: “Cuando llega la posibilidad de entrar en la banda, conocí la fama de verdad, pero no le empecé a encontrar sentido a la vida y a las cosas que hacía. El día que estuvimos en lo de Susana Giménez, hicimos el pico de rating más alto superando a Justin Bieber, que había ido una semana antes. Susana nos volvió a llamar, pero ese día llego a mi casa y en medio de todo lo que estaban viviendo, me pongo a llorar. ‘¿Qué onda con esta vida de m...que no puedo ser feliz?´”.

Pasado con adicciones

“Tenía plata y todo lo que una persona puede tener, pero no me sentía feliz, sentía que algo me faltaba. No le encontraba sentido”, analizó. Y contó cómo fue su acercamiento a Dios: “Probé de todo en la vida, tuve adicciones. Llegué a tocar fondo. Estaba lastimando a toda la gente que me rodeaba. Hasta que dije ´basta, no quiero más esto en mi vida´. En un momento me invitan, un muchacho me empieza a hablar de Dios, ´Jesús te ama´, me decían, pero yo les decía dónde estaba Dios cuando yo pasé necesidades. Yo estaba resentido, dolido con ese mundo en el cual hoy en día me encuentro”.

En ese entonces, fue su mamá quien lo convenció. “Me dijo ´hijo, venite a la Iglesia, te va a hacer bien´. Pero no fui en ese momento, yo le dije ´después voy´, pero siempre esa vocecita me quedó hasta que en un momento, en busca de un propósito, un día fui. Estaba el Pastor predicando y todo lo que decía yo sentía que estaba contando mi historia. Si hay algo que me encanta de Dios es que no nos obliga a nada. Puedo hacer lo que quiera con mi vida, pero no siempre eso me va a hacer bien a mí. Le dije a Dios: ´Si vos existís y sos real, yo necesito un cambio en mi vida´. Lo probé, hice una oración de fe, me guiaron y a partir de ahí, fue un cambio rotundo. Cuando uno se atreve a probar a Dios, es un experto en cerrarle la boca a cualquiera”.

“A nosotros nos dicen que estamos locos, pero porque tenemos fe y creemos en que realmente hay un Dios. Yo lo probé, y lo vivo. No me la contó nadie a mí, y a través de eso trato de dejarle un mensaje a los jóvenes de esta generación de tomar buenas decisiones e ir por sus sueños. Encontré paz interior y empecé a tomar otro tipo de decisiones”, cerró.

3EXYNI4UQJF6BOEYVWPQDWP4UMValeria Mazza: “Tengo que agradecer que mi hijo está vivo”

Fuente: TELESHOW

Te puede interesar

Newsletter

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email

Te puede interesar